Amor y Marca: Una etapa de adolescentes

Antonio Petit en mclanfranconi

El invitado de hoy es Antonio Petit Cwirko, un gran amigo y especialista en branding y marcas, quien nos comparte un texto que escribió allá por agosto del 2011; pero que en realidad hasta el día de hoy es algo a tener en cuenta. El texto trata sobre esa relación entre los clientes y las marcas, un coqueteo constante que nunca debe finalizar, porque el cliente es un eterno adolescente que vive buscando el amor idílico.

No se pierdan este interesante artículo y los invito a comenzar a enamorar a sus clientes

AMOR Y MARCA: UNA ETAPA DE ADOLESCENTES

Como clientes vivimos en un estado de adolescencia permanente, muchos de nosotros probamos suerte hasta que llega la marca ideal que cubre todas nuestras expectativas.
Estamos justo en esa etapa que demandamos lo mejor, algo que satisfaga todos nuestros deseos y cuando esto no sucede volcamos la mirada hacia la acera del frente para ver esa marca que nos guiña el ojo y coquetea un poco (¿vamos quien no lo ha hecho?).

Las marcas por su lado se visten con sus mejores galas para salir, algunas de ellas estudian minuciosamente que se colocan para atraer. Otras por apuro salen a buscar suerte y por lo general no encuentran a la persona indicada volviéndose temprano a casa.

Cuando las marcas compiten entre sí muestran sus mejores cualidades pero se olvidan de resolver aquellos errores básicos de estrategia que son necesarios para atrapar y mantener a un ¨soltero cotizado¨.

Las malas decisiones en las marcas son muy peligrosas porque no sólo pueden perder competitividad en el mercado sino que también aquel cliente enamorado que las compraba.
Es que como clientes cotizados estamos en una etapa de exigencia constante porque lo que nosotros ofrecemos es algo único que es nuestra decisión final, ser la otra mitad de la naranja y vivir en un cuento de hadas juntos para siempre.

Por eso he aquí algunos consejos básicos para aquellas marcas que buscan el cliente de sus sueños:

  • Cumpla lo que promete, el cliente espera la misma hamburguesa que vio en su arte gráfico, en su gran servicio o en su promesa de solucionarle alguna dificultad. (Este es un consejo aplicado a todo producto o servicio que su empresa realice).
  • Sea gentil y amable, desde aquella persona encargada de recepción hasta el gerente más importante . Eso habla bien de su empresa y da gusto volver, (al fin y al cabo el cliente es más importante que el estado de ánimo de su personal).
  • Cuidado con las promociones 2 x 1, el cliente se pregunta si el mismo producto que compró anteriormente vale realmente lo que pagó por él. Recuerde que con un buen plan de marketing estas promociones no siempre son necesarias.
  • Muchas empresas buscan el amor del cliente¨ utilizando internet como si este recurso fuera la única forma de encontrarlo, no se limite, explore más opciones, su príncipe azul puede estar a la vuelta de una buena valla publicitaria ubicada estratégicamente, muévase, interactúe.

Puntos y consejos en el mundo de las marcas hay miles, pero si comenzamos bien y como marca cumplimos con lo básico es posible que como en toda relación la unión entre el amor y la marca perdure con el tiempo.

Yo como un cliente fiel y caballero no daré nombres, pero hay marcas muy fuertes que con el pasar del tiempo siguen estando a mi lado ya que me cautivaron en las buenas y en las malas.

Juré amarlas…claro…hasta que una mala decisión estratégica nos separe.

Antonio Petit Cwirko 
 
    Antonio Petit Cwirko
Petit & Petit
 
 
Fuente Original: Facebook

Deja tu comentario

Comenta primero

Notificarme
avatar
wpDiscuz