El artículo que les traigo hoy en día habla sobre lo bueno y lo malo de las redes sociales en Bolivia. En sí es un artículo que va a servirles a varios desde diferentes puntos de vista y muestra un poco mi opinión sobre el tema.

Le servirá al marketero que quiera entender la importancia de estas herramientas, como así también a la ama de casa que quiera saber de qué se trata este mundo de las redes sociales en nuestro país y qué anda pasando en las mismas.

¿Por qué se titula: lo bueno y lo malo de las redes sociales en Bolivia?

Básicamente porque en cada punto que trataré, voy a mostrar ambas caras de la misma moneda mostrando lo positivo que está sucediendo, pero también su contrapartida.

Como muchos saben el marketing, la publicidad y las herramientas, pueden variar mucho con solo cruzar de un país a otro y es bueno entender en dónde estamos parados hoy en día.

Así que espero que estén listos y vamos a ver lo bueno y lo malo de las redes sociales en Bolivia.

1 – EL CRECIMIENTO DE FACEBOOK Y LA SOCIEDAD

LO BUENO

Facebook ha sido la red social que más fuerte ha pegado en Bolivia.

Definitivamente el crecimiento de esta red social en el país permitió que muchas personas se adentren al mundo de internet por primera vez y en otros casos nuevamente.

Es más, gracias a Facebook muchas personas encontraron desde oportunidades de negocios, hasta una herramienta más de marketing y comunicación ya de forma de forma empresarial como así también personal.

LO MALO

Muchas empresas están obsesionadas con Facebook y actualmente se está saturando esta red social.

Levemente se ven pequeñas migraciones de usuarios a otras plataformas.

Es más (Según mi punto de vista) para casi el 80% de las empresas una estrategia de marketing online, solo incluye Facebook y nada más.

El problema vendrá cuando los usuarios en su mayoría comiencen a diversificarse a otras plataformas y las empresas se queden solas tratando de entender qué fue lo que sucedió.

2 – LA VOZ DEL PUEBLO SE HACE ESCUCHAR

LO BUENO

Las redes sociales en Bolivia permitieron que muchas personas desde sus computadoras comiencen pequeños movimientos con grandes acciones.

Desde grupos de Facebook para poner en evidencia a las personas que violan las normas de tránsito (El propio para parquear), hasta inclusive grupos encargados de proteger y cuidar animales (VEDA en defensa de los animales) o inclusive acciones masivas de voluntariado en ciudades o el país entero (Actividades OK)

LO MALO

Así como muchas personas comenzaron a utilizar las redes sociales para acciones positivas, también se les dio la posibilidad a muchas otras personas de atacar, agredir o hasta inclusive acusar (con o sin evidencia) a otros.

Prácticamente se han formado en los últimos meses oleadas de Social Justice Warriors en Bolivia y esto es algo que sin su debido cuidado, puede ser peligroso tanto para la víctima como para la persona que se encarga de emitir el mensaje.

3 – EL VÍNCULO MARCA – CLIENTE

LO BUENO

Como pasó en todo el mundo, la llegada de las redes sociales en Bolivia permitió que muchas marcas comprendan la importancia de relacionarse con sus clientes, aprovechar el poder del feedback y el valor de tener una comunidad alrededor de la misma.

He sido participe de conversaciones con marcas, algo inimaginable hace décadas atrás y que hasta el día de hoy suena raro.

LO MALO

Muchas marcas no aprovechan los beneficios y la particularidad de las redes sociales. Algunas creen que es un canal gratuito para emitir meros mensajes publicitarios que no generen emoción o efecto algunos.

También se puede apreciar algunas marcas que muestran su verdadera forma de ser ante el cliente o la falta de cuidado al consumidor ya sea en su forma de contestar o relacionarse con los mismos.

Vivimos en una época en la que el simple hecho de postear, es visto como una “estrategia de redes sociales” olvidando los conceptos más importantes como el marketing de contenidos o el inbound marketing.

4 – LAS OTRAS REDES SOCIALES

LO BUENO

Hace 6 años atrás cuando en Bolivia decía que las redes sociales serían el boom, muchas personas se reían y hasta se jactaban de que nadie pagaría por que le manejen su Facebook.

Hoy en día está pasando lo mismo pero con las demás redes sociales.

Ya se empieza a ver una alta participación en otras plataformas como Twitter, Instagram, LinkedIn, Periscope y hasta Youtube.

Eso es algo positivo porque significa que las personas están saliendo de la zona de confort de Facebook y están comenzando a expandir el horizonte digital.

LO MALO

Muchas empresas están desaprovechando esas redes sociales o plataformas alternativas por la dependencia a Facebook (o por miedo de salir de esta nueva zona de confort).

Lo más probable es que cuando se animen a salir a las nuevas plataformas (que son nichos de mercado muy interesantes) es probable que los usuarios ya estén tan avanzados que ya estén en nuevas plataformas.

En resumen, muchas marcas terminarán a años luz de distancia de sus clientes, al no avanzar junto a ellos o más rápido que ellos.

5 – EL PODER DE LA INFORMACIÓN

LO BUENO

Cuando utilizaba Facebook hace unos años atrás solamente veía fotografías de vacaciones de personas, fotos de comida o inclusive mensajes al estilo diario íntimo o cosas de lo más raras.

Hoy en día veo que las personas están compartiendo información de calidad, contenidos realmente interesantes y hasta inclusive valiosos para cualquier persona.

En resumen, las personas están entendiendo que la información es poder y a su vez una excelente forma de ir armando una reputación.

LO MALO

Así como hay gente que comparte información valiosa, hay otras personas que no entienden el peligro de cierta información que comparten.

Desde el compartir cosas sin analizar la fuente (Ejemplo las típicas estafas online) hasta personas que comparten información que arruina o mancha su reputación de por vida.

Vivimos en una era que hay que tener mucho cuidado y que algunas veces la autocensura, es más importante que lo que se está por compartir.

6 – LAS COMUNIDADES

LO BUENO

Realmente las redes sociales en Bolivia se han llenado de comunidades de los más variadas, desde personas que comparten fotografías de la Santa Cruz de antaño, hasta inclusive comunidades donde la gente es ayudada en base a una pregunta basada en una necesidad (Alguien Sabe?) o que buscan un mejor internet para Bolivia (Más y Mejor Internet para Bolivia)

He visto acciones maravillosas en las redes sociales de comunidades que han logrado mucho y que comparten un contenido de mucho valor o de gran ayuda para otros.

Es más, la diversidad de comunidades es lo que hace cada vez más rica la experiencia.

LO MALO

Así como hay comunidades que tienen efectos u objetivos positivos, también hay comunidades que buscan todo lo contrario.

Desde comunidades basadas en arruinar la reputación de una personas, hasta inclusive comunidades en contra de marcas, empresas o hasta inclusive que promueven ciertas acciones o actitudes poco éticas.

Si bien esto pasa en todo el mundo, no está de más traerlo a flote, porque en culturas como la nuestras donde muchas veces decimos que “Santa Cruz o Bolivia es un pañuelo”, el efecto puede ser mucho más fuerte que otros lugares.

7 – EL AUGE DE LOS NEGOCIOS DIGITALES

LO BUENO

La capacidad viral de las redes sociales en Bolivia han permitido que muchas personas comiencen los más diversos negocios.

Hoy en día podemos ver una gran cantidad de agencias de manejo de redes sociales en Bolivia como así también empresas y personas que están haciendo realidad el sueño del negocio propio utilizando estas plataformas.

Es más, muchos sitios de internet que ofrecen productos han podido utilizar las redes sociales como una pata más en su estrategia de ventas.

LO MALO

Hemos creado una fuerte dependencia a las redes sociales a la hora de hacer negocios a tal punto que se están dejando de lado otro tipo de estrategias e inclusive temas importantes.

Un claro ejemplo es que no hay muchos actores luchando por traer el comercio electrónico a Bolivia, siendo que somos el único país de la región que no cuenta al 100% con este tipo de plataformas.

A su vez no hay mucha demanda porque muchos ya sea de forma formal o informal, aprovechan los pequeños beneficios de hacer negocios por medio de las redes sociales, lo cual no les permite ver y reclamar lo beneficios de tener una cultura y plataformas de comercio electrónico en Bolivia.

En cierta forma, nos mantenemos en esa zona de confort y pocos quieren o piden más.


Espero que este artículo sobre lo bueno y lo malo de las redes sociales en Bolivia les haya gustado y que sirva para que muchos comprendan cómo están influenciando estas plataformas en nuestro país.

Por otra parte el objetivo de este artículo es también crear conciencia en algunos temas que hay que tener cuidado, como así también en otros que hace falta explorar todavía más.

Si les gustó el artículo, como siempre, agradecería mucho lo compartan con sus conocidos y amigos.

Lo bueno y lo malo de las redes sociales en Bolivia Clic para tuitear

Deja tu comentario

avatar

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.

  Subscribe  
Notificarme